jueves, 24 de febrero de 2011

Tiempo y humo

Cuando el tiempo te aprisiona, un cigarro ...puede ser diez minutos en los que respirar...

sábado, 12 de febrero de 2011

Sueños

Aprovechemos la juventud para soñar, que de mayor la noche te desvela y la vida es sueño y los sueños, sueños son.

viernes, 4 de febrero de 2011

Los días perros terminaron...

Un, deux...toi:

Feliz día chicas


Febrero



Si me dejases hablar, trataría de decirte algunas de las cosas que tengo pendientes, si dejase de llover, los primeros segundos me quedaría en silencio, como esperando a certificar el fin de la lluvia, porque ha habido tantas falsas alarmas que ya no me fío
Si me dejase hablar, después de esos primeros segundos en silencio, trataría, repito, de decirte algunas de las cosas que tengo pendientes, no son muchas, pero me queman ahí dentro, necesito expulsarlas, que salgan de mí y no vuelvan a entrar jamás, si me dejases hablar, si la lluvia renunciase a seguir dibujando esos circulitos que se van expandiendo hasta desparecer en los charcos de las calles de mi barrio, si dejase de llover, aprovecharía para vender todos mis paraguas, chubasqueros, gorros, catiuscas, y si dejase de llover, y no es la primera vez que lo digo, terminaría de contarle a Irene aquel sueño en el que aparecían ella y mi amiga Salas, en el que tres o cuatro moscas daban vueltas y vueltas alrededor de nosotras, y cuando digo nosotras me refiero, claro, a Salas, Irene y yo, si dejase de llover, no habría oportunidad para arrepentirse, para volver atrás, si dejase de llover, y esta vez lo digo muy en serio, esta vez es la definitiva, si me dejases hablar,si dejase de llover, respiraría hondo, muy hondo, como respira el que es consciente de que está respirando , y al expulsar el aire de manera nerviosa, todo lo contrario a expulsarlo de manera acompasada, un sonido extraño saldría de mi interior, y entonces perdería el habla, y luego la capacidad de escribir, y en ese estado tan lamentable, así, así, ruinosa, daría por terminada esta aventura que ha durado poco más de que unas cuantas palabras